Pagina principal del Centro de Investigaciones sobre los Republicanos Españoles en los Campos Nazis

Ir a la página principal

Comunicado del Comité Regional del Exterior de la CNT, publicado en Cenit nº 960, 31 de mayo de 2005, pag. 14

COMUNICADO

El miércoles 11 de mayo salió en la prensa española la noticia de que el presidente de la "Asociación Amical de Mauthausen" nunca había sido deportado. Durante tres días la noticia se trató profusamente en España, y fue recogida por la prensa internacional incluida la francesa, subrayando que se trataba de un "militante importante de la CNT". En declaraciones de estos días, descubierto su montaje, el ex presidente se ha visto en la obligación de reconocer de que había mentido sobre su pasado alemán. Curiosamente su estancia en los campos de concentración de Alemania es en realidad la "de trabajador voluntario" como fue la de Georges Marchais antiguo Secretario Nacional del PCF. (Partido Comunista Francés), y que también se reclamó resistente. Dentro de lo incalificable de esta actuación aparece un dato, dicho por el mismo autor del montaje, "de que la idea de la mentira nace en el año 1978".

El protagonista de la noticia se llama hoy Enric Marco, en otro tiempo conocido como Enrique Marcos, Secretario General de la CNT de Cataluña en junio de 1977, de donde pasó a ocupar el cargo de Secretario general de la CNT, en abril de 1978, permaneciendo en el hasta el Congreso de la casa de Campo de Madrid en Diciembre de 1979.

Cabe recordar, que todo este periodo coincide con los tiempos en los que el señor Rodolfo Martín Villa ministro del Interior anda preocupado por el resurgir de la CNT, hasta el extremo de "programarnos" en enero de 1978 el trágico caso Escala, que hoy estamos pagando todavía.

En lo que nos concierne a nosotros exilados, debemos simplemente señalar, ahora ya para la historia, que durante este periodo se empezaron a dar los pasos concretos en los que se perfilaba de manera clara, la estrategia que se perseguía entonces y que era de tratar de acabar de una vez por todas con la Organización del Exilio, por lo que podía aún representar, y que había que eliminar a cualquier precio.

Finalmente, aquel objetivo se cumplió, al menos provisionalmente, mediante la vergonzosa "disolución" dictaminada en el Pleno Nacional de Regionales celebrado en Madrid los 7 y 8 de abril de 1979.

En aquel Pleno Enrique Marcos Secretario General, protagonizó una intensa actividad para alcanzar el objetivo que se buscaba. Aprovechando la pasividad de algunos y la ayuda de otros, fue el mismo, quien invocando "las presiones del Exilio" cortó de manera tajante la intervención de nuestra delegación.

A partir de aquel momento nosotros que aún no teníamos voto, nos quedamos también sin voz.

Del informe de nuestra delegación a aquel Pleno copiamos su conclusión:

" 40 años de Exilio y de participación activa en la vida de la CNT no se borran o se anulan ni por acuerdo de una Plenaria del Comité Nacional, ni por declaraciones del mismo Comité Nacional a una revista que no es de la CNT, ni por decreto de un Pleno que establece la ley del embudo como principio." (abril 1979).

Lo que aparece verdaderamente raro en sus manifestaciones recientes es, que en el año 1978, cuando se está programando nuestra eliminación de la que fue uno de los artífices más visibles, al mismo tiempo también se dedicaba a reconstruirse "un pasado alemán", más en consonancia con su cargo de Secretario General de la CNT. Tantas ideas y tanto movimiento, a un mismo tiempo, para un mismo individuo, parecen muchas y muy oportunas casualidades.

Ahora se comprende que los compañeros del Exilio de su edad, que en sus idas y venidas llegaron a conocerlo, hayan tenido siempre la impresión de estar ante una cortina de humo que no correspondía a las vivencias y a la edad que contaba. Las incoherencias que entonces se explicaban como ilustración de avatares, trasiegos e incertidumbres de la clandestinidad, no pueden evidentemente ser interpretadas de la misma manera, por lo que se ha descubierto ahora, y porque desde hace ya muchos años que el embustero se ha esfumado totalmente de la órbita de la CNT.

Ante esta información de "mentira premeditada" que tanto ha conmocionado a nivel general, queremos dejar constancia de nuestro disgusto y malestar ante un comportamiento tan inesperado y amoral.

En cuanto al concepto de la eficacia que algunos quieren vendernos para justificar lo injustificable, declaramos que no tiene nada que ver con lo que han sido, son, y deben ser la ética y los comportamientos de libertarios. Si para algunos el fin justifica los medios, para nosotros no.

En este año de Cervantes, aún nos empecinamos en creer aquello de que vale más la honra que los barcos. Los aspavientos, ruidos y mentiras de esta clase de personajes, que "lo mismo sirven para un fregado que para un barrido" son totalmente despreciables.

Regional del Exterior
Comité Regional


Ir a la página principal